Asia marca el rumbo. Las claves estratégicas y económicas del siglo XXI

Posteado el diciembre 25th, 2012 en Asia,Corea,EEUU-Asia,India,Japó,Publicacions / Publicaciones por Jaumegine

Desde principios del siglo XXI, el centro de gravedad mundial se está desplazando a gran velocidad hacia el continente asiático, donde varios países emergentes, China e India especialmente, se consolidan como motores del crecimiento económico y reconfiguran un nuevo orden internacional.

Jaume Giné Daví, experto conocedor de Asia, radiografía esta nueva realidad y nos da la receta para afrontar la situación actual: mejorar nuestro conocimiento de los países asiáticos para reforzar nuestras relaciones econó-micas con sus mercados emergentes.


Asia marca el rumbo es un análisis actual, profundo y documentado de las transformaciones políticas, econó-micas y sociales que se desarrollan en Asia-Pacífico.
 

http://www.deriaeditors.cat/fitxa.php?id_titol=0000000085

China crece a costa de Estados Unidos y Europa

Posteado el enero 22nd, 2011 en Asia,EEUU-Asia,Presentació,Publicacions / Publicaciones,Xina por Jaumegine

 

China salió fortalecida de la crisis financiera que explotó en EEUU en 2008. Dos años después es la segunda economía mundial. En 2010, creció un 10,3%, EEUU un 2,6%. Si sigue este ritmo será la primera antes de finalizar la presente década. Goldman Sachs lo anunció para 2027. Pero recientes predicciones de “The Economist” apuntan al 2019. Y si China no se abre al pluralismo político, podría ocurrir que la mayor economía del mundo no sea una democracia.

 

EEUU nunca imaginó perder su hegemonía global en unas décadas cuando en 1979 Jimmy Carter recibió a Deng Xiaoping. Se apoyó la entrada de China en la OMC, efectiva en 2001. Soñaba conquistar un potencial mercado de 1.350 millones de chinos e incorporarlos a la Globalización liderada por EEUU. También se creyó que el desarrollo económico comportaría la recepción por China de un modelo político democrático como el occidental, como ocurrió en Japón, Corea del Sur y Taiwán. Algunos analistas apostaron por 2008, el año olímpico chino, como el del salto democrático. Pero aquel año, EEUU golpeado por la crisis financiera quedó estancado mientras China dio un enorme salto, no político sino económico, para convertirse en el gran motor económico global. Sus reservas de divisas suman los 2,85 billones $. Hoy, es el acreedor de EEUU. Además, Pekín utiliza su sistema autoritario para gestionar, sin oposición política, los tiempos y los ritmos del proceso de transformación económica.

 

La visita de Hu Jintao a EEUU se produce tras un 2010 repleto de tensiones bilaterales. Obama repitió en Washington el mismo rosario de peticiones y quejas ya recitado cuando viajó a China en noviembre de 2009: el déficit comercial, el tipo de cambio yuan-dólar, la violación de los Derechos de la propiedad industrial e intelectual  (DPI), las subvenciones públicas a las empresas exportadoras chinas, contrarias las reglas de la OMC, etc. Insistió en las cumbres del G20 de Toronto y Seúl. No se llegó a acuerdos concretos. La respuesta china es reiterativa: adoptará un tipo de cambio del yuan más flexible respecto al dólar y el euro, pero no concreta cuando ni que a ritmo lo hará. En Seúl, Hu Jintao incluso criticó la intervención de la Reserva Federal de EEUU tras poner en circulación 600.000 millones $ de nuevo cuño para manipular a la baja el dólar.

 

Los desacuerdos persisten. El déficit comercial con China creció un 26%, alcanzando los 275.000 millones de $ en 2010. El yuan sigue infravalorado aunque Pekín afirma haberlo apreciado un 3,9% desde junio y anunció que podría subirlo un 5% en 2011. Y la piratería y las falsificaciones sigue reinando en las zonas poco desarrolladas del centro e interior del país Los chinos justifican el desequilibrio comercial en la mayor competitividad de sus productos. Y presumen tener una legislación exhaustiva para proteger los DPI, aunque no siempre la aplican de forma efectiva y transparente por los jueces y funcionarios chinos.

 

El potencial chino abarca todo el mundo. Aprovecha la crisis de EEUU para demostrar las excelencias de su modelo político y económico frente el occidental. Hu Jintao puso en tela de juicio la preeminencia del dólar. Pekín desea mejorar la posición del yuan en el sistema internacional. Cuenta con el apoyo de los BRIC. Anima a sus empresas a usar el yuan, en detrimento del dólar, en sus intercambios financieros y comerciales. Ha firmado “currency-swap agreements” con Indonesia, Malasia. Corea del Sur, Tailandia, Argentina, Brasil y Rusia que permiten intercambiar divisas con los Bancos Centrales. El primer paso: la “regionalización” del yuan en Asia. También firmó Acuerdo de libre comercio con ASEAN y Taiwán. Es el primer socio comercial de Japón, Corea del Sur, India y Australia. También de Brasil y Sudáfrica. Desarrolla una frenética diplomacia económica para conquistar los mercados de América Latina y África para asegurarse los recursos energéticos para seguir creciendo. Y cada cuota de mercado que gana China la pierden EEUU y la UE.

 

Pero el hipercrecimiento chino es insostenible y suscita interrogantes. La economía se recalienta y la inflación sube. Causan  desigualdades territoriales y sociales y un grave impacto medioambiental. La conflictividad social crece a la par con los precios de los alimentos que provocan mayor presión salarial. Los gobiernos provinciales y locales endeudados. Persiste una amenazante burbuja inmobiliaria. Si explota todos lo pasaremos peor. La economía china tal vez vuela demasiado rápido y alto y debería repostar para evitar un aterrizaje complicado.

 

En Washington, Obama comprobó otra vez el carácter sutil de las palabras, las sonrisas y los silencios de Hu Jintao. Buenas formas y genéricas declaraciones de intenciones. Si bien logró una buena tajada de contratos comerciales estimados en 40.000 millones $. China hará lo que más convenga a sus ambiciones e intereses estratégicos. No cederá en lo substancial. Y si lo hace es que aún necesita a EEUU. Ambos países son distantes, a veces antagónicos, pero necesitan entenderse.

  Publicado en ARA, el 22 enero 2011

  • Continuar Leyendo Comentarios desactivados en China crece a costa de Estados Unidos y Europa

Se refuerza la cooperació militar entre Seúl y Washington

Posteado el enero 13th, 2011 en Corea,EEUU-Asia,Presentació,Publicacions / Publicaciones por Jaumegine

 

La alianza estratégica entre Seúl y Washington se ha reforzado en 2010. Dos hechos decisivos: la escalada de la tensión militar de Corea del Norte y la activa posición militar china en el mar de la China. Ambos, han provocando cambios en la estrategia militar en Seúl y en Tokio, con dos consecuencias: una mayor implicación política de EEUU en Asia oriental y un rearme militar en la región.

 

Lee Myung-bak y Barack Obama celebraron varias encuentros a lo largo del año con ocasión de las cumbres donde participaron (G20, APEC, NNUU, etc.). También Hilary Clinton y Robert Gates visitaron varias veces Seúl. Cabe destacar la reunión 2+2 celebrada el 21 de julio con sus homólogos surcoreanos que sirvió para lanzar un claro mensaje político a Pyongyang y Pekín. Aquel día adoptaron una Declaración Conjunta con ocasión del 60 aniversario del inicio de la Guerra de Corea en la cual ambas partes reafirmaban su alianza estratégica.

 

La tensión militar se incrementó con el hundimiento del Cheonan el 26 de marzo y el bombardeo de la isla de Yeongpyeong el 23 de noviembre. También se produjeron algunos intercambios de disparos el 29 de octubre en la zona terrestre desmilitarizada. Otros días de gran tensión se produjeron con ocasión de las maniobras militares conjuntas entre los estadounidenses y surcoreanos en julio y diciembre, que irritaron  también a China. Pekín protestó por la participación del portaaviones “George Washington” en las maniobras navales de julio y presionó para que se realizasen en el mar del Este en vez del mar del Oeste frente a las costas chinas. También provocaron un esperado endurecimiento de la retórica belicista de Pyongyang amenazando con lanzar  una “guerra santa”, incluso nuclear, contra el Sur. El Consejo de Seguridad de las NNUU convocó el 19 de diciembre una reunión urgente ante la situación en la península coreana que acabó, como otras veces, sin acuerdos concretos.

 

Las intimidaciones norcoreanas han elevado el nivel de alerta militar en el Sur. Washington y Seúl denuncian que el Norte sigue produciendo uranio enriquecido para incrementar su arsenal nuclear. Barack Obama sigue presionando a Hu Jintao para que contenga las veleidades nucleares de Kim Jong-il. Washington considera que Pekín podría hacer mucho más que limitarse a pedir contención a ambas Coreas. Las relaciones entre Barack Obama y Hu Jintao no pasaban por un buen momento a las puertas del encuentro entre ambos en Washington, el 19 de enero de 2011.

 

La cooperación bilateral militar abarca múltiples aspectos, desde la prevención y la respuesta a cualquier tipo de ataque exterior hasta la adquisición y el mantenimiento de las capacidades militares surcoreanas. La agresividad demostrada por Pyongyang obliga a Seúl a llevar a cabo una reforma militar y a una mejora de los programas y medios de defensa, con especial atención a  los misiles de medio alcance, el Hyunmu-3C, y los antisubmarinos. Corea del Sur fue en 2009 el 7º comprador de armas a los EEUU, gastando 362 millones $, cifra que aumentará significativamente en 2010.

 

Corea del Sur también exporta armas. En 2010, sus exportaciones alcanzaron el record de 1.22 millones $, con un incremento del 2% respecto al 2009. Es menos de lo que se esperaba al fallar la venta de 7 aniones T-50 a Singapur y por la demora en la venta de otros K9 a Australia y Egipto. De todos modos es el cuarto año consecutivo que crecen sus exportaciones. En 2006 solo sumaban 253 millones $. Seúl aspira a desarrollar su industria militar con el objetivo de alcanzar unas ventas de 4.000 millones $ en 2020.

 

El presupuesto de defensa de Corea del Sur para 2011 (26.000 millones $) podría incrementarse casi un 7% respecto al de 2010. Otra cuestión de alta seguridad es la mejora de medidas para evitar los ataques cibernéticos lanzados por Corea del Norte que opera con 700 cyber hackers, capaces de amenazar la seguridad de la defensa militar  o afectar negativamente a la economía surcoreana. Así mismo, Corea del Sur y EEUU ultima el  nuevo plan operacional (OPNAL) para responder con más eficacia ante un eventual ataque militar, colapso político o económico u otra grave situación de emergencia con o en Corea del Norte. El 42º Security Consultive Meeting (SCM) se reunió el 8 de octubre en Washington.

 

EEUU tienen estacionadas en el Sur 28.500 militares y personal auxiliar que apoyan a los 655.000 soldados surcoreanos que deben afrontar la amenaza de más de 1.200.000 soldados norcoreanos al otro lado de paralelo 38. Pyongyang incrementó sus fuerzas especiales desde 120.000 hasta 200.000 soldados. Cuenta con más de 1000 misiles balísticos, 2.500 a 5.000 toneladas de armas químicas y 700 piezas de artillería de largo alcance y opera con 70 submarinos. El incremento de las fuerzas especiales norcoreanas preocupa en Seúl que, para corregir este desequilibrio, proyecta aumentar las fuerzas especiales de Corea de Sur, que ahora suman unos 20.000 soldados. De este modo al contingente surcoreano hay que sumarle las topas especiales de EEUU.

 

El malogrado presidente Roh Moo-hyun firmó con EEUU, en febrero de 2007, un acuerdo que prescribía que el control operacional unificado, en caso de guerra, pasaría del mando estadounidense (OPCON) al surcoreano. Se fijó el 17 de abril de 2012, como plazo para hacer efectiva la devolución del mando. Sin embargo, Lee Myung-bak era partidario de posponerla para más tarde del 2012. Considera que un mando militar unificado sigue siendo imprescindible para hacer frente a un eventual ataque norcoreano. Entiende que ha cambiado el contexto político existente en 2007. Entonces, Pyongyang había aceptado negociar una completa y definitiva desnuclearización. Pero el 25 de mayo de 2009 realizó un segundo ensayo nuclear y en 2010 atacó suelo surcoreano. Lee Myung-bak y Barack Obama decidieron el 27 de junio aplazar aquel traspaso hasta el 1 de diciembre de 2015.

 

Por otro lado, Seúl reemprendió en julio 2010 el envío de personal militar y civil surcoreano en Afganistán para desarrollar programas o proyectos de reconstrucción del país. La Asamblea Nacional aprobó el 25 de febrero una ley para desplegar hasta 350 soldados, durante 30 meses, a partir del 1 de julio de 2010 para proteger a los 120 civiles que desarrollan programas de reconstrucción en la provincia de Parwan al norte de Kabul. Se transportaron 320 soldados. Corea del Sur ya había enviado a Afganistán médicos e ingenieros militares entre 2002 y 2007. Este personal fue retirado después que 23 misioneros y voluntarios surcoreanos fuesen secuestrados y dos ellos asesinados por los talibanes en julio 2007. Cabe recordar que Corea del Sur envió 3.600 soldados a Irak en 2004, una presencia militar que finalizó en diciembre de 2008. En Febrero de 2010 también envió un contingente de 240 soldados a Haití para apoyar las tareas de ayuda humanitaria al país tras ser azotado por un devastador terremoto.

 

Otra cuestión importante es el inicio de los contactos bilaterales sobre la revisión del Acuerdo bilateral sobre la energía atómica firmado en 1973, que expira en 2014. Este acuerdo regula el uso de la energía nuclear para uso pacífico por parte de Seúl. Es un asunto de sumo interés para Corea del Sur que se ha convertido en un país exportador de tecnología nuclear.

 Publicado en IGADI, el 13 enero 2011

  • Continuar Leyendo Comentarios desactivados en Se refuerza la cooperació militar entre Seúl y Washington

Obama en la Cumbre del G20 en Seúl: mucho debate y poco consenso

Posteado el diciembre 19th, 2010 en Asia,EEUU-Asia,Publicacions / Publicaciones por Jaumegine

Páginas: 1 2

  • Continuar Leyendo Comentarios desactivados en Obama en la Cumbre del G20 en Seúl: mucho debate y poco consenso

Obama volvió a Asia: grandes discursos y resultados agridulces

Posteado el diciembre 19th, 2010 en Asia,EEUU-Asia,Publicacions / Publicaciones por Jaumegine

Barack Obama viajó por segunda vez a Asia. Esta vez no visitó China. Sus relaciones con Pekín no pasan por el mejor momento. Sin embargo Obama y Hu Jintao coincidieron en Seúl y Yokohama en las cumbres del G20 y de APEC.

 

El itinerario asiático, del 6 al 14 de noviembre, incluyó India, Indonesia, Corea del Sur y Japón. Los cuatro países son democracias y grandes economías de Asia. Todos observan con recelo, el rápido ascenso político y económico de China a nivel regional y global. Influye la compleja financiera y comercial desatada por la guerra de divisas que enfrentó y no resolvió la Cumbre del G20 en Seúl. Los cuatro países, también mantienen, en mayor o menor medida, algunos conflictos políticos, incluso disputas territoriales, con el coloso chino. Comparten una preocupación: China ya no disimula sus grandes aspiraciones. Ha enseñado los dientes a Japón y otros vecinos del Mar de la China o del Índico. Todo un aviso: el “soft power” chino tal vez ya no es ni será tan blando. El presidente de EEUU fue bien recibido por sus homólogos asiáticos. En sus encuentros, aunque no en sus comunicados oficiales, China constituyó el tema clave que preocupa y plantea muchos interrogantes.

 

Obama recibió un revés en las elecciones legislativas antes de volar a Asia. El partido Demócrata ya no controla plenamente el Congreso. Los republicanos lograron la mayoría en la Cámara de Representantes, si bien el Senado sigue bajo control demócrata. Una parte de la opinión pública discute el liderazgo de Obama para dirigir la recuperación economía del país. Poderosos e interesados lobbies le acechan sin cuartel. Entre otras críticas, esgrimen que no se planta cara a China. Aquellos olvidan que China además de competidor comercial es su acreedor. En este contexto, Obama presentó su gira asiática como un viaje con objetivos económicos y se acompañó de una nutrida delegación de directivos de grandes empresas. Participó en encuentros empresariales y se firmaron suculentos contratos en India susceptibles de ayudar a crear empleo… en EEUU.

 

a)   Obama visitó por primera vez India, la mayor democracia del mundo y una potencia llamada a convertirse en la tercera economía mundial. Washington ansía encontrar un gran aliado estratégico a nivel regional y global, capaz de hacer de contrapeso a China. George Bush apostó fuerte al firmar con India en 2007 un acuerdo de cooperación civil nuclear que permitía la transferencia de tecnología nuclear, a pesar de la delgada línea que separa el uso civil del militar. En cambio, Obama alimentó el escepticismo indio cuando en su primer viaje asiático en noviembre de 2009 priorizó China y no pisó India. Un año después respaldó en Nueva Delhi las pretensiones indias de sentarse como miembro permanente en el Consejo de Seguridad de las NNUU a pesar de las reticencias chinas y la frontal oposición de Pakistán. Y obvió tratar el conflicto de Cachemira. Se limitó a hacer otro llamamiento al dialogo para lograr una solución negociada entre las partes. Obama anunció la firma de unos 20 contratos comerciales por un valor de 10.000 millones de $ que podrían crear unos 50.000 empleos en EEUU. Quiere acceder al protegido mercado indio.  A cambio deberá facilitar a laa grandes empresas indias el acceso, hasta ahora cerrado, a determinadas tecnologías estadounidenses. Dos frases pronunciadas por Barack Obama en India quedarán para la memoria: “India no ha triunfado a pesar de la democracia sino gracias a la democracia”. Otro dardo político lanzado contra Pekín. Y concluyó “India no es un país emergente, ya ha emergido”, un reconocimiento al protagonismo que tendrá en el Siglo XXI.

 

b)   La segunda visita fue Yakarta, los días 9 y 10 de noviembre. Estuvo solo unas24 horas. Indonesia, con 240 millones de habitantes, es el cuarto país más poblado del mundo, enormemente rico en recursos naturales y situado en un enclave estratégico en el sudeste asiático. Es la mayor economía entre los miembros de ASEAN y se sienta en el G20. Sus lazos económicos con China no cesan de crecer y se aceleraran tras entrar en vigor el 1 de enero de 2010 el Acuerdo de libre comercio China-ASEAN. Sin embargo, Yakarta mantiene su alianza estratégica con EEUU. No quiere quedar a merced de China. Persigue un juego de equilibrios entre Washington y Pekín. El presidente Susilo Bambang Yudhoyono esperaba una visita con claros objetivos económico. No fue así. Obama estaba interesado en reiterar desde Yakarta, tal como hizo en junio del 2009 en El Cairo, que la Democracia e el Islam son compatibles. Indonesia es el mayor país musulmán del mundo pero no un estado islámico. El lema del país es “Unidad en la diversidad” y se defiende, no sin tensiones, el pluralismo político y religioso. Obama insistió, como hizo en Nueva Delhi, en la Democracia como el mejor sistema para asegurar el desarrollo económico de los países y que “la prosperidad sin libertad es otra forma de pobreza” Volvió a criticar indirectamente la irrupción del modelo chino de “capitalismo sin pluralismo político”, aunque dijo que no pretende contener o aislar a China. También recordó a los 1.500 millones de musulmanes del mundo que “EEUU no está ni nunca estará en guerra con el Islam”. Pero sus mensajes chocan con la cruda realidad diaria. Muchos estadounidenses identifican erróneamente el Islam con el fanatismo de Al-Qaeda. Y muchos  musulmanes identifican EEUU con Israel y están decepcionados por la falta de avances concretos en las negociaciones del conflicto de Oriente Próximo. Obama está perdiendo apoyos políticos tanto dentro y fuera de EEUU.

 

c)   Obama asistió pero no lideró la cumbre del G20 celebrada en Seúl los días 11 y 12 de noviembre. La foto de los veinte líderes que representan el 85% del PIB mundial suscita dos reflexiones: el poder es multipolar, disperso y difuso y EEUU es una superpotencia demasiado endeudada para imponer sus prioridades e intereses financieros a los demás. China se salió con la suya: seguirá utilizando el yuan a su antojo para seguir exportando. Incluso se permitió criticar a Obama la intervención del FED que, solo unos días antes, puso en circulación 600.000 millones $ de nuevo cuño para presionar a la baja el dólar. A las críticas chinas se sumaron Corea del Sur, Brasil y otros países emergentes preocupados por el alud de dólares que puede inflación, revalorizar sus divisas y frenar sus exportaciones. También Alemania vela por unos intereses no siempre coincidentes con las de otros socios comunitarios. Los europeos están atrapados por sus dificultades internas con Irlanda y Portugal a  punto de ser rescatadas. En Seúl, la UE siguió en el limbo.

 

La cumbre acabó sin acuerdos concretos. Solo declaraciones de buenas intenciones que pueden quedar en nada mientras la situación financiera es cada vez más peligrosa. Se decidió constituir, como suele ocurrir cuando no hay acuerdo, una comisión ad hoc para evaluar lo que pasa. Todo queda por concretar para la presidencia francesa del G20. Mientras tanto los desequilibrios monetarios y comerciales empeoran en varios estados que podrían acabar, por las presiones internas, aplicando unilateralmente medidas proteccionistas. La guerra de divisas sigue. Un fracaso que pone en tela de juicio la eficacia de un G20. Pero cabe destacar algunos logros del G20: La reforma de las cuotas y derechos de voto del FMI que reconocerá el creciente peso de las economías emergentes.

 

c)   Finalmente, Obama llegó a Japón y participó el 13 de noviembre en Yokohama en la Cumbre de APEC. Los 21 estados participantes insistieron en la necesidad de impulsar el comercio mundial de reducirlas tarifas aduanera y de las barreras no  arancelarias y frenar las tentaciones proteccionistas. APEC ha propuesto establecer una gran zona de libre comercio en la región de Asia-Pacífico, una meta de difícil realización practica en la actual coyuntura repleta de tensiones geopolíticas. Sin embargo, ha surgido en el marco de APEC, otra iniciativa con posibilidades reales de éxito: el Trans-Pacific Partnership (TPP). Fue lanzada en 2005 por Chile, Nueva Zelanda, Singapur y Brunei. Se proponen crear gradualmente una gran área comercial sin aranceles, compatible con las reglas de la OMC y abierta a todos los miembros de APEC. A estos cuatro países, se sumaron a las negociaciones: EEUU, Australia, Malasia, Vietnam y Perú. También se han interesado Corea del Sur y Filipinas. China sigue atenta a un proceso donde está EEUU. Incluso Japón quiere participar como observador aunque no quiere renunciar a su férrea protección del sector agrícola. EEUU apoya activamente el proceso y desearía que las negociaciones del TPP avanzasen positivamente con vistas a la próxima cumbre de APEC que se celebrará en noviembre de 2011, bajo presidencia de EEUU en Hawai, donde nació Barack Obama.

 

El 14 de noviembre, Obama regresó a Washington. Los resultados de su segunda y larga gira asiática fueron agridulces. El partido demócrata cabizbajo y los republicados crecidos. La imagen de Obama quedo debilitada frente a un Hi Jintao intransigente. China ya ejerce de 2º economía mundial. Obama tampoco logró resolver con su homólogo Lee Myung-bak el Acuerdo de libres comercio EEUU-Corea del Sur firmado por Bush en 2007 y aún pendiente de ratificación por los legislativos de ambos países. Las presiones proteccionistas serán mayores.

  publicado en IGADI,25 noviembre 2010

Páginas: 1 2

  • Continuar Leyendo Comentarios desactivados en Obama volvió a Asia: grandes discursos y resultados agridulces

Obama apoya las aspiraciones indias en las NNUU

Posteado el noviembre 22nd, 2010 en Asia,EEUU-Asia,India,Publicacions / Publicaciones por Jaumegine

Barack Obama visitó por primera vez India los días 4 al 8 de noviembre. Fue recibido solemnemente en una sesión extraordinaria que reunió a las dos cámaras del Parlamento indio. Obama afirmó algo que los diputados ansiaban oír: el pleno apoyo de EEUU a las aspiraciones indias de convertirse en miembro permanente del Consejo de Seguridad de las NNUU, a pesar de las reticencias chinas y la frontal oposición de Pakistán. Un apoyo mucho más explícito que el dado previamente por Obama a idénticas pretensiones por parte de Japón. Desde septiembre de este año India ocupa una silla entre los 10 miembros no permanentes.

 

El gesto diplomático de Obama iba dirigido a mejorar las relaciones bilaterales pero que puede tener una mayor trascendencia internacional a medio o largo plazo. Remarcó que “el orden internacional justo y sostenible que EEUU busca, incluye unas Naciones Unidas que sean eficaces, creíbles y legítimas. Por esto espero una reforma del Consejo de Seguridad que incluya a India como un miembro permanente”. Una satisfacción dada a los indios que aspiran a ser mucho más que una potencia económica, llamada a convertirse en la tercera economía mundial. Y EEUU desea contar con un aliado estratégico capaz de hacer de contrapeso en Asia al coloso chino.

 

George Bush apostó fuerte al firmar con Nueva Delhi en junio de 2005 un acuerdo de cooperación civil nuclear que permitía transferir tecnología nuclear, a pesar de la delgada línea que separa el uso civil del militar. Este acuerdo fue finalmente ratificado por el Parlamento indio el pasado 30 de agosto. Cabe recordar que India, pese a ser una potencia nuclear desde 1974, aún no ha ratificado el Tratado de No Proliferación Nuclear (NPT). En cambio, Obama entró en la Casa Blanca en 2009 con la voluntad de prioridar el diálogo y el entendimiento con Pekín. Un año después, decepcionado por la intransigencia china confirmada en la reciente Cumbre del G20 en Seúl, gira hacia India, un país con el cual sí comparte valores democráticos e intereses estratégicos. EEUU quiere que India juegue un mayor protagonismo político y económico en Asia para contener a China. Pero Washington debe asegura a la vez su alianza militar con Pakistán, rival acérrimo de India. Islamabad reaccionó agriamente. Considera decepcionante e incomprensible que Washington apoye la candidatura de un país que desde hace décadas incumple las resoluciones de las NNUU en relación al conflicto de Cachemira.

 

Pero hacer realidad las aspiraciones indias de sentarse permanentemente en el Consejo de Seguridad es algo que no depende de la exclusiva voluntad de EEUU. La llave maestra la tiene otra  aspirante a superpotencia mundial con derecho a veto en el Consejo de Seguridad y gran competidor estratégico en Asia en el Índico: China, otro vecino con el cual India también tiene disputas territoriales, aun sin resolver, en la frontera del Himalaya.

 

La reforma de las NNUU ya estaba prevista para 2005, con ocasión de su 60º aniversario. Pero es de difícil realización práctica. Para reformar la Carta de Francisco de 1945 se precisa el voto de las dos terceras partes de los miembros de la Asamblea General y no ser vetada por los cinco actuales miembros permanentes del Consejo de Seguridad (EEUU, Rusia, China, Gran Bretaña y Francia). India, Japón, Alemania, Brasil y Sudáfrica son cinco firmes aspirantes. Otras potencias medias como España, Italia, Corea del Sur, Argentina, México y Canadá respaldan una reforma que afectase a la distribución regional y al período de rotación de las plazas de los miembros no permanentes del Consejo de Seguridad. La actual composición del G20 podría dar pistas sobre cuales podrían sentarse en el Consejo de Seguridad.

 

Pero los dispares y abecés antagónicos intereses estratégicos de las grandes potencias dificultan llegar a un acuerdo consensuado y mantienen obsoleto un “status quo” establecido en 1945 y que se derrumbó con el final de la Guerra Fría. El mundo ha cambiado en los últimos 65 años mientras el sistema de NNUU está perdiendo legitimidad cuando ya entramos en la segunda década del Siglo XXI. Pero los actuales cinco miembros permanentes no quieren renunciar a su derecho de veto y menos concederlo con otras potencias emergentes. Pekín no se posiciona. Podría dar su placet a India pero difícilmente a Japón. Las aspiraciones de Brasil son vistas con recelo por otros países latinoamericanos. Nigeria y Egipto presentan sus credenciales en África. También se contesta que la UE sume con Alemania una tercera silla a las que ya disfrutan Francia y Gran Bretaña. Un crucigrama difícil de encajar.

 

Obama confirmó en Nueva Delhi el gran rol que India jugará en el tablero mundial en este siglo XXI. Remarcó que India no es una potencia emergente, ya ha emergido. Y evocó la responsabilidad compartida de “las dos grandes democracias del mundo” para promover la paz, la estabilidad y la prosperidad mundial.

 

 Publicado en IGADI, 22 noviembre 2010

Páginas: 1 2

  • Comentarios desactivados en Obama apoya las aspiraciones indias en las NNUU

Obama y las iniciativas comerciales en Asia-Pacífico

Posteado el noviembre 17th, 2010 en Asia,EEUU-Asia,Presentació,Publicacions / Publicaciones por Jaumegine

Páginas: 1 2

  • Continuar Leyendo Comentarios desactivados en Obama y las iniciativas comerciales en Asia-Pacífico

Hiroshima y Nagasaki, 65 años después

Posteado el agosto 6th, 2010 en EEUU-Asia,Japó,Publicacions / Publicaciones por Jaumegine

El 6 de agosto de 1945, a las 8,15 horas, un B-29 lanzó desde 9.600 metros la primera bomba atómica sobre Hiroshima. 70.000 personas murieron abrasadas por la explosión y 70.000 más fallecieron por los efectos de la radiación antes de finalizar 1945. Tres días después, una segunda bomba lanzada sobre Nagasaki, provocó otras 75.000 muertes. El 15 de agosto, el emperador Hiro Hito anunció por radio la rendición incondicional de Japón, firmada el 2 de septiembre a bordo del portaviones “Missouri”.

 

¿Estuvo justificado el doble lanzamiento?  Persiste la polémica entre los historiadores e incluso los científicos. Unos afirman que el bombardeo aceleró el final de la guerra con el consiguiente ahorro de vidas. Otros creen que no era necesario porque la derrota japonesa era irreversible y solo cuestión de unos meses. Los más críticos consideran que EEUU quería comprobar los efectos de la bomba sobre objetivos reales y demostrar a la URSS su supremacía militar. En todo caso, los lanzamientos marcaron el inicio de una carrera de armamentos entre las dos grandes potencias. La URSS lanzó su bomba en 1949 y después, Gran Bretaña (1952), Francia (1960) y China (1964) se unieron al grupo de 5 potencias nucleares, todas ellas miembros permanentes del Consejo de seguridad de NNUU. Se inició la larga etapa de la guerra fría que en Asia Oriental se expresó con la proclamación por Mao de la República Popular China (1949) y la Guerra de Corea (1950-1953). La disuasión nuclear frenó una Tercera Guerra Mundial pero no las guerras convencionales y localizadas, como en el caso de la cruenta guerra de Vietnam (1964-1975).

 

65 años después, en Hiroshima y Nagasaki, convertidas en el epicentro del pacifismo mundial, la campana volvió a sonar en el Parque de la Paz para recordar al mundo hasta donde puede llegar la barbarie humana y para hacer otra llamamiento en favor del desarme nuclear. Los “Hibakushas” o supervivientes de los dos bombardeos ayudan a recordarlo, especialmente, a las jóvenes japoneses. El trauma sigue vivo en Japón. En julio de 2007, el ministro de defensa Fumio Kyuma se vio forzado a dimitir cuando afirmó que las bombas al provocar el rápido fin de la guerra, evitaron que Japón fuese ocupado por la URSS. Los ideales pacifistas y antinucleares mantienen un gran apoyo en el país. Sin embargo, Japón aún no ha hecho las paces con sus vecinos asiáticos que, como Corea y China, le recriminan que solo se ha disculpado “con la boca pequeña”.

 

La caída de la URSS acabó con la Guerra Fría pero no con la proliferación nuclear. A pesar de la aprobación del TNP en 1968, existen hoy 4 países nucleares más (Israel India, Pakistán y Corea del Norte). Otros, como Irán, sortean las presiones y sanciones internacionales para tener armamento nuclear. Las relaciones internacionales siguen marcadas por su tenencia y la voluntad de lograrlas, incluso por parte de varios Estados fallidos. George Bush justificó su intervención en Irak en base a una presunta tenencia por Saddam Hussein de armas de destrucción masiva. Pero las amenazas nucleares se acrecientan con la aparición de grupos terroristas internacionales también ansiosos de hacerse con aquellas armas.

 

Desgraciadamente, el hombre no aprende y olvida pronto las lecciones de la Historia. Y la Humanidad seguirá viviendo en medio de una gran tensión nuclear mientras no se reduzcan hasta su eliminación, unas armas nucleares capaces de destruir la tierra varias veces. Barack Obama lanzó un llamamiento a favor del desarme nuclear en Praga el 5 de abril de 2009 y ya alcanzó acuerdos parciales con Rusia. Pero su idealismo choca con la cruda realidad de los intereses estratégicos, económicos y energéticos, de cada Estado, empezando con los de EEUU y los de sus competidores, principalmente China.

 Publicado en Estudios de Política Exterior, el 6 agosto 2010

  • Comentarios desactivados en Hiroshima y Nagasaki, 65 años después

El primer año de la política exterior de Barack Obama

Posteado el marzo 26th, 2010 en Asia,EEUU-Asia,Publicacions / Publicaciones por Jaumegine

En su primer año en la Casa Blanca Barack Obama impulsó con sus palabras, gestos y acciones, un giro hacia una diplomacia más realista y flexible para restablecer los puentes de diálogo y entendimiento, ganar aliados y amigos en el mundo y poder afrontar con las otras potencias los grandes desafíos globales.

 

La apuesta de Obama por el multilateralismo quedó patente cuando el vicepresidente Joe Biden afirmó, el 7 de febrero de 2009 en la Conferencia de Seguridad de Munich, que EEUU iba a escuchar y consultar porque necesitaba al resto del mundo como el resto del mundo necesitaba a los EEUU. Las nuevas formas de su política exterior se manifestaron en la primera gira internacional de Obama, centrada en Europa, con sus intervenciones en la Cumbre del G20 en Londres el 2 de abril, en los actos del 60º aniversario de la creación de la OTAN en Estrasburgo y Kiel, y en la cumbre UE-EEUU el 5 de abril en Praga. Al día siguiente, viajó a Turquía para lanzar un mensaje conciliador al mundo musulmán, reafirmado el 4 de junio en El Cairo. En julio, Obama reabrió en Moscú el diálogo con Rusia, con el desarme nuclear e Irán como temas principales. Mientras las negociaciones con Irán están enquistadas, EEUU y Rusia ya han llegado a un consenso para firmar un nuevo acuerdo que reduzca los arsenales nucleares que substituirá al anterior Tratado de Reducción de Armas Estratégicas (START).

  • Continuar Leyendo Comentarios desactivados en El primer año de la política exterior de Barack Obama

Una gran victoria política para Barack Obama

Posteado el marzo 24th, 2010 en EEUU-Asia,Publicacions / Publicaciones por Jaumegine

 

Barack Obama logró el 21 de marzo su primer gran éxito político desde que hace poco más de un año tomó las riendas de EEUU. La Cámara de Representantes aprobó por 219 votos a favor y 212 en contra, su propuesta de reforma del sistema sanitario. Obama consiguió algo que Bill Clinton intentó durante su presidencia (1992-2000) y fracasó estrepitosamente. La reforma legal  aprobada no crea un sistema de salud pública con carácter universal pero sí constituye un gran paso positivo para que todos los ciudadanos estadounidenses puedan tener acceso, aunque sea privado, a un seguro médico. Merece destacar que el primer gran éxito político de la presidencia de Obama no se ha producido en la política exterior sino en la interior.

  • Continuar Leyendo Comentarios desactivados en Una gran victoria política para Barack Obama
Próxima Página »